miércoles 10 de agosto de 2022 - Edición Nº1344

Sociedad | 28 jun 2022

inconvenientes

No habrá carga de SUBE en kioscos durante tres días: qué alternativas hay para poner crédito

Los comerciantes reclaman tener más rentabilidad: actualmente reciben un 0,5% de cada carga. Cómo “zafar” hasta el viernes.


La Unión de Kiosqueros de la República Argentina (UKRA) anunció que entre hoy martes y el jueves los locales adheridos a esta organización no cargarán la tarjeta SUBE que utilizan los usuarios del transporte público, en reclamo de “mayores tasas de ganancias” en la prestación de este servicio. ¿Cómo hacer, entonces, para poner crédito para viajar? Aquí, todas las alternativas.

La forma más inmediata para cargar la SUBE consiste en dirigirse a las estaciones de tren o terminales de micros. Allí, las boleterías tienen equipos de carga.

Otra forma es bajar la aplicación oficial de SUBE (desde este enlace para Android y desde este otro para iPhone). En ambos casos, es necesario registrar la tarjeta, cargar el importe que se desee, ya sea con los datos del homebaking del usuario o con alguna billetera electrónica -como Mercado Pago o Cuenta DNI-. Luego la carga deberá validarse. Muchos celulares desde 2016 a la fecha cuentan con un chip NFC (Near Field Communication), que permitirá hacer esta operación. Si no es el caso, habrá que ir después de la carga via app a una terminal de validación, que están, también, en estaciones de ómnibus y trenes.

Y finalmente, es posible cargar la tarjeta SUBE directamente desde el homebanking, aunque también será preciso dirigirse a una estación de validación.

Rentabilidad “digna”

La UKRA, en tanto, reclama “una rentabilidad digna para el servicio de carga y piden “no pagar por la plataforma de la tarjeta”, a la vez que denuncian la existencia de “un monopolio” en la venta de la SUBE.

“Hoy, la carga de la SUBE es perder plata para el kiosquero”, aseguraron desde la asociación sindical, al afirmar que existe “un desequilibrio” entre los gastos y los recursos que emplea el sector para brindar el servicio y las escasas ganancias que se obtienen.

De hecho, hay muchos kioscos donde no se carga SUBE porque la consideran “una molestia”. Y en la mayoría se agrega una pequeña suma que debe abonar el usuario.

En la actualidad, los kiosqueros reciben un 0,5% de los montos de las cargas que se efectúan en la SUBE. Con esta medida de protesta, esperan lograr un aumento en ese porcentaje.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS